Adictos al Ramen de Yakitoro

Yakitoro recupera para esta fría época un plato tradicional de la cultura asiática, como es el ramen, incluyendo diferentes versiones en la carta.

Yakitoro se inspira en la tradicional taberna japonesa pero con su propia interpretación, la cual está basada en la experiencia viajera por diferentes y exóticos lugares del mundo, trayendo a Madrid los mejores ingredientes de cada país. Una cocina viajera, con carácter único, en la que el mestizaje y las influencias culinarias le han posicionado como un imprescindible de la capital.

Su nuevo chef, Luis Ángel Pérez, lleva la esencia de Yakitoro a otro nivel. Siguiendo una filosofía de trabajo constante y aprendizaje elabora una propuesta en la que sabores y texturas de diferentes orígenes se entrelanzan de manera única, haciendo de las recetas de Yakitoro su visión más personal de la cocina fusión.

Yakitoro lleva siete años trabajando en una cocina de inspiración japonesa con foco en la parrilla en la que el chef ha aportado su creatividad y experiencia, elaborando así los platos de una carta que se define como viva y viajera auténtica.

El ramen es un plato relativamente moderno -con poco más de un siglo de vida- nacido de la fusión cultura gastronómica china y japonesa, y que contiene como ingredientes básicos el caldo (elaborado con un mimo especial y en el que recae la mayor parte del sabor), los fideos de trigo y los toppings que varían en ingredientes como el chasu o cerdo asado, el huevo hervido, el alga nori o la cebolla verde negi, entre otros. El protagonismo se lo lleva el caldo que puede hacerse a base de carne, pescado o vegetales, y puede ser frío o caliente.

Muroran Ramen

El muroran es más picante, con una base de caldo elaborado con mimo durante cuatro horas a base de cebolla, puerro, curry y un toque de oloroso y como principal ingrediente el pollo acompañado de toppings como el huevo poché, sweet chilli, soja, vinagre de arroz y cebolla china.

Shoyu Ramen

El shoyu es más clásico, con un caldo de costillas de cerdo (cocinado durante dos horas), cebolleta, jengibre y setas shiitake, acompañado de chasu o panceta de cerdo, alga nori y huevo mollet con una mezcla de ingredientes (tare) que es lo que le dará el sabor característico a base de kombu, cebolleta china y mirim.

Siguiendo la filosofía Yakitoro 2.0. de tener una nueva carta viva, de temporada y viajera, el chef incluirá durante los meses de enero y febrero diferentes propuestas de ramen dentro de las opciones especiales en sus fuera de carta.

Estas elaboraciones especiales estarán pensadas en las recetas de varias regiones de Japón con versiones de intenso caldo de cerdo contundente, pollo o a base de miso rojo, típicos de la regiones de Hakata o Sapporo con ingredientes como el huevo, col, jengibre, maíz dulce o el chasu.

COMPÁRTELO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.