En línea con su compromiso social corporativo y medioambiental, y para dar respuesta a un mayor interés por una alimentación saludable, Tento -referente en restauración healthy fast casual- ha integrado en sus lineales una nueva gama de platos ecológicos totalmente elaborados con ingredientes de esta certificación y, en su mayoría, de proximidad.

Desde su centro culinario en Fraga (Huesca), Tento cocina y reparte cada día más de 35.000 platos a sus 71 establecimientos e ‘incompanys’ ubicados en Barcelona ciudad y área metropolitana, Tarragona y Madrid, para que el producto llegue fresco y en óptimas condiciones para su consumo.

En la elaboración de las recetas mediterráneas y de temporada no utiliza conservantes ni colorantes añadidos y, además, usa productos estacionales y de proximidad y materias primas innovadoras para que comer nunca sea aburrido. Así, cada mes incorpora 4 recetas novedosas a su carta de más de 250 platos de temporada listos para llevar y degustar en casa, en la oficina, en el parque... o en el propio local, ya que numerosas tiendas cuentan con acogedoras salas de degustación.

Algunas de las recetas ecológicas de Tento son: garbanzos ecológicos salteados con espinacas; lentejas ecológicas con col kale y quinoa; cuscús integral con verduras, tofu y finas hierbas; macarrones con verduras ecológicas; o arroz con verduras ecológicas, entre otros platos. En los próximos meses se prevé la ampliación de esta gama.

Por otra parte, estas recetas vienen presentadas en un nuevo formato de envase, totalmente ecológico y reciclable. Fabricado con celulosa moldeada, esta bandeja sostenible responde a dos grandes retos en cuanto a políticas de sostenibilidad:

  • Minimizar el impacto ambiental: con la incorporación de este nuevo packaging, el impacto ambiental de los platos de Tento será prácticamente nulo, ya que está realizado en su mayoría (más del 90%) a partir de fibras de celulosa de origen vegetal. Además, entre su proceso de producción y su posterior eliminación, se estima un ahorro de residuos plásticos que ronda los 7.000 kg anuales.
  • Reducir el desperdicio alimentario: la nueva bandeja bio elegida por Tento mantiene las mismas propiedades de barrera y conservación que los tradicionales envases de polipropileno o poliéster, por lo que evita desperdicios alimenticios en comparación con otros envases bio con propiedades de barreras muy limitadas.

Aparte de estas ventajas para la sociedad y el medioambiente, otros factores han influido en la elección de estos envases por parte de la compañía. Por ejemplo: su solidez y rigidez, que garantizan un correcto envasado y distribución, así como una mayor comodidad en el consumo de los platos, además de ser aptos para el microondas y el horno, condiciones indispensables para favorecer una fácil y cómoda preparación y consumo.

Con esta apuesta, la compañía Tento da un paso más en su constante apuesta por mejorar su impacto en la comunidad y el entorno.