Han pasado unos cuantos años desde aquellos comienzos, cuando José Civantos y Juan Tirado fundaron las bodegas que ahora son referente nacional del vino de calidad. Un año más, bodegas HABLA se presentó en FENAVIN (Feria Nacional del Vino) con un escaparate espectacular, innovador, elegante, vanguardista.

Nunca pasa desapercibida su puesta en escena ya que, desde hace tiempo, apuestan por un diseño atractivo en sus productos, que llaman poderosamente la atención. Y esa imagen fresca y revolucionaria se transmite en cada aspecto de la empresa.

Bodega que es cultura

A bodegas HABLA les diferencia ser algo más que una bodega que elabora vinos. Quieren mantener la filosofia de un equipo familiar, humano y muy humilde que trata de romper el paradigma de que los vinos extremeños tienen que ser duros y difíciles de beber. Buscan, a través de rendimientos pobres, tener unas maduraciones óptimas y de elaborar no demasiadas botellas pero si con un nivel enológico importante.

Trabajan desde el viñedo, desde la trazabilidad de todo lo que se vendimia. Todo lo que se elabora debe poseer una terminación impecable con unas botellas, de diseños maravillosos y evocadores (que parecen esculturas), y siempre teniendo dentro de ellas el mejor vino posible, cada uno en su categoría porque la gama es amplia.

Se puede decir que bodegas HABLA nació como homenaje al grito que dió el escultor Miguel Ángel cuando vió a su Moisés una vez terminado. De ahí surgió su relación con el arte. Para bodegas HABLA, el vino es el arte de la naturaleza, fruto final de un año de trabajo. Su resultado depende de la naturaleza añada tras añada. Y cada una de ellas, la naturaleza decide lo que va a ocurrir. Su homenaje al arte del vino es bodegas HABLA.

Tuvimos la oportunidad visitar el estand que implementaron en esta feria y entrevistamos a Fernando Medieta, brand manager de la bodega, quien nos explica que “desde siempre, FENAVIN ha supuesto para nosotros un escaparate muy interesante para atender a los importadores. Aquí viene todo nuestro equipo comercial internacional, formado por Pedro Gómez y Domingo Robledo, junto con los compañeros que formamos la parte comercial nacional."

"Aunque estemos durante el año en diferentes ferias, esta es de muy alto calibre, tiene un perfil 100% destinado al vino. Es una feria a la que no puedes faltar ya que se concentra en ella la mayor parte del mercado nacional por lo que nuestro despliegue de medios se lleva al máximo rendimiento y nuestro estand se diseña pensado en atender a los clientes de la mejor forma posible, tanto nacionales como internacionales, ofreciéndoles nuestras novedades”, continúa explicando Fernando.

[...]

Pincha aquí para leer el resto del artículo