Desde su fundación allá por el año 1935, La bodega Cuatro Rayas ha sabido evolucionar y adaptarse a las nuevas tecnologías hasta llegar a convertirse en lo que es hoy en día; la bodega de referencia de los vinos blancos españoles.

Su producción supera las diez millones de botellas al año, lo que supone el 20% del total de la D.O. Rueda. La clave de su éxito ha sido la calidad de sus productos, un compromiso de mejora continua que le ha llevado a exportar a países como Alemania, Holanda y Reino Unido.

Sus vinos se elaboran con las variedades de uvas Verdejo, Sauvignon Blanc, Viura o Tempranillo. Una producción controlada de forma minuciosa, siempre bajo la supervisión de un equipo de expertos que trabaja en sus modernas instalaciones ubicadas en La Seca (Valladolid).

Durante sus más de ochenta años de trayectoria, Cuatro Rayas ha sido merecedora de múltiples premios. Sus caldos Azumbre Sauvignon y Visigodo Sauvignon han sido galardonados de hecho en el Concurso Mundial del Sauvignon 2016. Ambos son vinos de producción limitada, untuosos y equilibrados que proceden de viñedos de la variedad francesa Sauvignon Blanc.

La más reciente referencia de la bodega vallisoletana es el Cuatro Rayas Cuarenta Vendimias, un exclusivo caldo concebido para homenajear a Ángel Calleja por sus cuarenta años de carrera como enólogo.

Delicadas burbujas con aroma a frutas refrescantes que por su calidad y sabor fue elegido como el Mejor Espumoso de Castilla y León en el 2011. Es así el espumoso de esta bodega. Aunque su mayor capricho es el Viñedos Centenarios, un caldo elaborado con las uvas de las vides más antiguas de la zona que surgió para celebrar los 75 años de la empresa.